Las niñas prodigio

“Viví en esta casa cerca de un año. “Escribí mi libro en esta casa. “No tenía agua corriente. Me lavaba en los días de sol, en un grifo que había fuera de la casa, o calentando una olla de agua en la chimenea. Para llegar al váter, custodiado por un sapo enorme, había que caminar un poco. […]